Noviembre: una cerveza, una mariposa y un toque de rojo.

Noviembre: una cerveza, una mariposa y un toque de rojo.

Resulta curioso comprobar las cosas que recordamos con exacta puntualidad, más allá de cumpleaños y aniversarios. Desde que leí esta entrada en La Femme hace casi siete años, todos los noviembres cuando llega el frío recuerdo a esta chica y la entrada que me inspiraron ella, su trenca, el bolso cruzado en bandolera, su pelo, el botellín de cerveza, la mariposa y sus labios y uñas pintados en rojo.
De nuevo ha llegado noviembre y, aunque parece que el frío se retrasa, he vuelto a recordar esta foto y mi entrada, y me ha vuelto a apetecer llevar algo de color rojo.
También he recordado que son ya más de 8 años escribiendo, con intermedios, este blog. Que ha cambiado de nombre y de aspecto un par de veces y que aunque hay cosas en sus archivos que hoy no publicaría o no lo haría como lo hice, muchos de mis gustos no han cambiado. A veces, una cerveza, una mariposa y laca de uñas roja es todo lo que una chica necesita.